Las cualidades que se exigen a los suelos de la cocina son resistencia, facilidad de mantenimiento y una estética atractiva.

Al elegir el material a instalar en el suelo de la cocina lo más común es tener en cuenta estas características al mismo tiempo. Piensa que resulta poco práctico elegir un suelo precioso que se va a deteriorar con la caída de un plato, o escoger uno muy resistente que no sea vistoso o que no te guste.

La alternativa actual que recoge todas estas exigencias en una sola es la elección de los suelos laminados.

En Tarimas Maravillas te explicamos cuáles son las ventajas de los suelos laminados en la cocina.

 

 

Ventajas de los suelos laminados en cocinas

 

La resistencia es la primera cualidad que queremos destacar porque estamos hablando de una estancia con movimiento diario, desde la mañana a la noche. La evolución de los suelos laminados ha dado lugar a productos de primera calidad que cumplen con los requisitos exigidos en una cocina en cuanto a resistencia.

En segundo lugar son fáciles de limpiar y mantener, ya que una mancha aislada se puede retirar con una gamuza húmeda. En su higiene diaria puedes utilizar una fregona sin exceso de humedad con un jabón suave.

La estética es la tercera ventaja de los suelos laminados frente a otros materiales más tradicionales como las baldosas. Este tipo de pavimento ofrece infinitas alternativas en diseño, texturas y tonalidades, por lo que se pueden conseguir resultados estéticos confortables y cálidos.

Finalmente, son muy sencillos de instalar. Sobre todo si cuentan con sistemas de última tecnología como los que te presentamos a continuación mediante los suelos laminados Quick-Step.

 

 

Suelos laminados Quick-Step para cocina

 

Tal y como vimos al analizar las ventajas de los suelos Quick-Step, estos se caracterizan por un sistema de clic patentado Uniclic o Uniclic Multifit que agiliza y simplifica la instalación.

En concreto, los suelos laminados de Quick-Step son hasta 10 veces más resistentes a los arañazos, una cualidad que los hace perfectos para la cocina: una zona de la casa con mucha actividad diaria.

La higiene y la facilidad de limpieza son las principales características a la hora de elegir suelos para la cocina. Lo que es lógico, ya que no es imposible cocinar con tranquilidad mientras estás pendiente de que caiga una mancha de salsa o de que se derrame un líquido. En este sentido, estos suelos van un paso por delante en higiene porque llevan un superficie o tratamiento antiestático que reduce la atracción del polvo.

En estética también ofrecen un extra porque se adaptan a todas las tendencias gracias a los diferentes tamaños de las planchas y a la diversidad de colores y estilos. Por las características del material, conservan su tono original con el paso de los años.

 

 

En Tarimas Maravillas encontrarás suelos laminados para tu cocina con todos los estilos y tonalidades para que la renueves a tu gusto.

Además, somos distribuidores oficiales de la marca Quick-Step, con los que puedes disfrutar de suelos de gran calidad con la instalación más rápida.

 

No Comments

Leave a Comment

11 − dos =

0

Tu carrito