tarima exterior madera

Cada vez es más común instalar tarimas de madera en jardines, terrazas y piscinas. Presenta ventajas frente al césped natural en cuanto a su facilidad de mantenimiento, aunque la inversión inicial es más fuerte, por lo que debemos tener clara la opción que vamos escoger.

Antes de decidirnos por instalar tarima de madera natural o tecnológica en nuestra piscina, debemos conocer un poco cuáles son las diferencias y cuál es la tarima que mejor se pueda adaptar a nuestras necesidades. El tamaño, precio y mantenimiento, son factores a tener en cuenta a la hora de tomar una decisión.

Tipos de tarima exterior: madera natural

Podemos diferenciar entre dos tipos de tarima exterior: las tradicionales hechas con madera natural y las tarimas tecnológicas. Las tarimas tecnológicas o de composite, están formadas en su totalidad o en parte por la combinación de materiales sintéticos. Son fruto de los avances actuales en tecnología, así como de una preocupación creciente por el medio ambiente y la utilización de materiales sostenibles.

La mayor parte de las tarimas naturales de exteriores provienen de maderas tropicales, como es el caso de las tarimas Merbau y Padouk, disponibles en Tarimas Maravillas. Se caracterizan por su alta resistencia y dureza. Es importante asegurarnos de comprar madera certificada por un Consejo de Administración Forestal (FSC), ya que es prueba de que la madera fue extraída de forma sostenible evitando la tala masiva e ilegal.

Debido a que la madera natural absorbe y expulsa la humedad en función de los cambios climáticos, es habitual la aparición de alteraciones. Por ello es necesario realizar un mantenimiento periódico, para permitir que nuestra tarima se mantenga en perfectas condiciones durante más tiempo. El problema en este tipo de tarima aparece cuando no se realiza correctamente este tratamiento, ya que tiende a adquirir un aspecto pálido y envejecido. También es aconsejable en los días de excesivo calor regar la tarima para mantenerla nutrida, evitando el deterioro de la misma. Tras un periodo de un año transcurrido desde la instalación de la tarima de madera natural, es aconsejable hacer un repaso de las fijaciones y corregir posibles desviaciones.

tarima exterior

Tarima tecnológica o de composite

Las tarimas de composite para exteriores son una excelente opción para las piscinas por su gran dureza, el bajo mantenimiento y gran estabilidad. No solo será una buena opción de instalación en piscinas, sino también en toda clase de exteriores como jardines, terrazas y patios.

Las tarimas exteriores de composite están compuestas a base de fibras naturales de madera y polímeros reciclados, lo que la convierten en una de las opciones más ecológicas. Permite una gran variedad de colores y texturas (lo que da muchas opciones a nivel decorativo) superior incluso que la madera natural tradicional. Una vez instaladas podemos olvidarnos completamente de su mantenimiento. En caso de sufrir algún tipo de deterioro, la única solución será sustituirlas ya que no se pueden reparar. Por eso que sea tan importante escoger una tarima de composite de alta calidad contrastada y con amplia garantía.

Las tarimas de composite, son resistentes a las manchas y a la humedad, no se deforman ni se astillan. La amplia gama de colores permite generar una gran cantidad de ambientes. Algunos modelos ofrecen dos acabados superficiales distintos (uno por cada cara), por lo que las posibilidades de decoración se amplían.

 

En resumen, si no tenemos problemas con el tema del mantenimiento, la tarima de madera natural y la de composite será una buena opción para nuestra piscina, siempre que nos aseguremos de que la tarima de composite es de alta calidad para evitar problemas en el futuro. Por otro lado, debemos tener en cuenta factores como el sol, ya que la tarima natural expuesta no va a quemar al tacto, al contrario que la de composite. La tarima tecnológica suele requerir de mayor inversión inicial, aunque nos libraremos del mantenimiento en el futuro. Todo ello son algunos pros y contras que debemos tener en cuenta a la hora de tomar una decisión.

 

No Comments

Leave a Comment

11 − tres =

0

Tu carrito